jueves, 26 de junio de 2014

Hoy en día nuestra humanidad está enfrentando una gran realidad donde muchas vidas están enmarcadas por tiempos difíciles. En la actualidad la condición de muchas personas es una precaria vida espiritual donde la obstinación, el mal carácter, la pornografía, la infidelidad y la lascivia son algunos de los problemas y crisis que diariamente persiguen a toda la sociedad, lo que nos demuestra claramente cómo Satanás ha llevado a muchos a sentirse  cargados, desesperados y agobiados ante tal situación.

En el evangelio según San Mateo 15:21, nos encontramos con la historia de una mujer cananea que tuvo una fe poderosa porque derribo todos los obstáculos que se encontró. Ésta  historia dice que ella buscaba un milagro para la vida de su hija, que estaba siendo gravemente atormentada por un demonio; esto no era cualquier cosa, ella necesitaba un milagro y estaba convencida que Jesús era el único que la podía ayudar. Lo que puedo ver allí es que esta mujer había escuchado de los milagros que hacía Jesús y aun sabiendo que por ser cananea estos beneficios no le pertenecían, se atrevió a desafiar un sistema religioso que se le oponía, además de los insultos, el maltrato y no siendo esto suficiente la negativa de la boca del mismo Jesús.

Esto nos indica que a esta mujer no la detuvieron los complejos doctrinales y siguió insistiendo, demostrando así una fe agresiva que alcanzó y arrebató lo que su corazón deseaba. Quizás tú que estás leyendo este escrito y has conocido a Jesús como tu Señor, tengas alguna dificultad muy grande, llámese enfermedad incurable, problemas matrimoniales o problemas económicos fuertes, hoy puedas tomar la actitud desafiante e inquebrantable de esta mujer como un ejemplo para conquistar por medio de la fe tu milagro, es mi esperanza que desarrolles una fe violenta, una fe profunda, una fe arrojada y agresiva, que puedas perseverar y no desistir hasta que veas tu milagro realizado.

Si quieres desarrollar una fe violenta ora a Dios con fervor, no desmayes, no importa lo que tú puedas ver o tocar, sigue creyendo porque él que cree siempre cree.

¡Dios te bendiga! Pastor Richard Rodríguez

miércoles, 18 de junio de 2014



A través de la palabra de Dios  hemos aprendido de la  lucha espiritual que existe entre dos reinos opuestos. En 1 Samuel, capitulo 17,  podemos ver como David con la ayuda del Espíritu Santo enfrentó y venció a Goliat en una lucha eminente, donde su adversario le quiso hacer pensar en la victoria que tendría sobre él. Así sucede en la vida de muchos creyentes, el enemigo se ha encargado de llenarlos de temor, derrota y fracaso,  haciéndoles creer que él ya conquisto la victoria.

Apreciado lector, si crees que el diablo a tomado ventaja sobre tu vida, hoy quiero expresarte que Dios estableció un orden espiritual lleno de respuestas divinas y ha derramado sobre ti el poder del Espíritu santo para derrotar aquellos gigantes como lo son el fracaso, la ruina, la pobreza y la enfermedad.

Una de las armas más poderosas que uso David fue convertirse en un adorador en espíritu y verdad, a través de su adoración ferviente a Dios, la manifestación del espíritu santo se acrecentaba en su vida. Esta realidad espiritual es un carácter que como creyentes en Cristo estamos llamados a establecer; si te agarras del Espíritu Santo podrás vencer toda adversidad; porque él te dará el poder y la autoridad para vencer el pecado, por lo tanto, toda impureza sexual, oprobio, potestades y principados tienen que irse de tu vida.

El Espíritu de Dios tiene promesas de victoria que quiere derramar sobre ti, si te llenas de él podrás vencer y derrotar a Satanás; él borrará tus rebeliones, quebrantará tu afrenta y te llevará a esa vida de bendición que él te ha prometido. Amado amigo, en esta oportunidad el llamado es para ti, te invito a abrirle tu corazón a Jesús; su mayor deseo es que te conviertas en un adorador que glorifique su nombre y que logres apropiarte de ese lugar de bendición que el Espíritu Santo tiene reservado para ti, de manera que puedas reinar sobre cualquier adversidad o gigante que quiera derrotarte.

¡Dios te Bendiga!

lunes, 2 de junio de 2014

Hoy en día  podemos ver una humanidad sumergida en el pecado, padeciendo enfermedades incurables que cada día se propagan más, dañando sus vidas y en muchos casos como consecuencia destruyendo familias. Lo más sorprendente es que vemos creyentes afectados por esta realidad, sin embargo, muchos de ellos en vez de tocar a Jesús el Sanador, están llenos de  conceptos, temores, orgullo y también son afligidos por estructuras religiosas.

Querido amigo, yo quiero decirte que  la palabra de Dios en Lucas 8: 43-48,  nos enseña cómo una mujer azotada durante doce años por una enfermedad incurable y  habiendo  gastado todo su dinero en médicos, no había recibido sanidad, un día oyó hablar de Jesús el Sanador y decidió acercarse a él, al tocar su manto virtud salió de él y al instante fue sanada.

Como cristianos estamos llamados a acercarnos con confianza, tocar el manto de Jesús y sacar su poder sanador, su poder de libertarte y de salvarte, obteniendo así cambios extraordinarios y poderosos en nuestras vidas, Jesús va más allá de una enfermedad, este gran poder cambia tu ser y llena tu vida de gloria, esperanza, fe y autoridad. En esta oportunidad el llamado es para ti, es tiempo de vivir una vida plena tocando el poder de Jesús.

Póstrate delante de Jesús, tu fe en él traerá la respuesta del cielo a tu vida y verás milagros y señales que nunca has experimentado, en él se desaparece todo cáncer, artritis, asma, sida y toda enfermedad es sanada por la Sangre de Cristo. Querido amigo lector, el llamado a tocar el manto de Jesús es hoy, Dios compro a través  de su Sangre tu sanidad para que así puedas disfrutar de todas las riquezas de su poder. Recuerda no solo necesitas clamar por un milagro, también necesitas de Jesús, el Salvador de tu alma.


¡Dios te bendiga! Pastor Richard Rodríguez

miércoles, 21 de mayo de 2014



Hoy en día nos ha tocado bregar con una generación que tiende al mal, con esto no quiero ser negativo, pero si esta generación no se cuida su corazón se llenará de maldad, porque el problema de esta generación esta allí, en el corazón. Cada joven tiene que tomar una decisión, si va a ser una bendición o una maldición para sus padres, Dios dice honra a tu padre y a tu madre para que te vaya bien y seas de larga vida sobre la tierra (Deuteronomio 5:16), este es el primer mandamiento con promesa; sin embargo existen jóvenes que son vengativos con sus padres, porque hacen todo lo que a sus papas no les gusta, olvidando que un día ellos serán padres también, y todo lo que el hombre sembrare eso también segará (Gálatas 6:7).

Muchos jóvenes decidieron convertirse en el problema de su hogar, pero tú puedes decidir tomar el camino del mal o tomar el camino de ser un transformador del tiempo, porque el ser joven no es una excusa para ser desordenado, rebelde y desobediente, recuerda que el día de mañana no serás más de lo que siembres hoy con tus acciones.

Si hay una generación que puede hacerle daño a Satanás es esta generación que se está levantando, por eso el intentará pervertirla y es por ello que necesitamos que se levanten jóvenes puros, en un tiempo donde hay tanta homosexualidad, lesbianismo, prostitución y toda clase de inmoralidad sexual, y es con estas prácticas que Satanás va a tentar a los jóvenes, es verdad y entiendo, que es normal que tengas deseos sexuales, pero Dios quiere que esperes el tiempo que él determino para ti para que  los gratifiques bajo su voluntad.

Mi deseo con este mensaje es llamar tu atención y hacerte reflexionar para que te guardes puro, no solamente por tus padres, sino por ti mismo, para que el día de mañana no te sientas avergonzado por todo lo que hiciste. Si tú propones tomar el ejemplo de jóvenes que encontramos en la biblia como José, Moisés, Daniel y muchos otros que a pesar de todas las circunstancias difíciles que pasaron decidieron serles fiel a Dios y guardándose puros lograron transformar sus tiempos, tú podrás ser diferente en medio de esta generación, porque hoy el llamado es para ti ¡atrévete a ser un transformador del tiempo!


¡Dios te bendiga! Pastor Richard Rodríguez.

lunes, 5 de mayo de 2014

                               
La biblia nos enseña que Jesús es el principio y el fin, por él fueron hechas todas las cosas, en él habita corporalmente toda la plenitud de la deidad, él es la sabiduría oculta que estaba escondida en el seno de Dios para libertarnos del pecado, Cristo es la imagen del Dios invisible, el primero de la nueva creación, el cual vino a la tierra con el propósito de morir por el mundo para libertarla del pecado y despojar a satanás del poder que tenía sobre la raza humana.

Cuando Jesús murió en la cruz se cambió el destino de la humanidad; ya que por estar sujeta bajo el yugo del pecado iba camino a la destrucción y fue su sacrificio el que nos condujo hacia la bendición. Jesucristo ha sido el único hombre capaz de dividir la historia de la humanidad en dos, antes de Cristo y después de Cristo.

En la cruz Jesús dio a luz a la iglesia, para que a través de ella se estableciera su reino en esta tierra, sin embargo, hoy en día estamos viviendo tiempos muy peligrosos, donde se han desatado espíritus que vienen contra la iglesia para entorpecer el plan de Dios, levantando una sociedad antagónica y anticristo.

Sin embargo, la palabra dada por Dios en este tiempo es para salvarte y libertarte. Ten presente que todo lo que tú haces cada día está siendo registrado en un libro en el cielo, es por ello que debes apartarte de todo pecado y entender que el evangelio, aunque tiene doctrina en sí mismo, no es una doctrina; el evangelio es una relación con Jesucristo, porque una cosa es el conocimiento de Jesús y otra cosa es la relación íntima con él. Si tú no te rindes hoy a los pies de Jesús un día te rendirás a los pies del anticristo, por esta razón te aconsejo que te anotes en el libro de la vida, recibiendo a Jesús en tu corazón, para que reines con él cuando regrese a esta tierra a establecer su gobierno.


¡Dios te bendiga! Pastor Richard Rodríguez

lunes, 14 de abril de 2014

La biblia en el libro de Josué capítulo 2 nos muestra como Rahab la ramera  y su familia fue salva de la destrucción de la ciudad al colocar en la puerta y las ventanas un cordón de grana el cual simboliza la sangre de Cristo.

Hoy en día el mundo esta tan lleno de maldad y odio, donde la gente se siente más a gusto viviendo en las tinieblasque en la luz, sin entender que  están  atados y encerrados en sus delitos y pecados. Si alguien está en pecado y piensa que está bien  con Dios, se equivoca, pues Dios siempre aborrece y aborrecerá el pecado. En el antiguo testamento podemos ver en el libro de Josué, una ciudad como Jericó  en la cual todos los que la habitaban estaban cautivos por el temor y el miedo, así mismo,  hoy en día hay gente cautiva por la homosexualidad,  el lesbianismo y drogadicción tan atrapadas en el pecado que no sienten seguridad en la libertad que hay en Cristo y prefieren seguir encadenados siendo esclavos de su pecado.

Pero  tengo noticias para ti; Dios no anda buscando gente buena, Jesucristo vino a salvar a los malos lo que estaban perdidos, muertos y atados en delitos y pecados. Si te arrepientes y te acercas a Jesús, él te limpiará con su sangre de todo pecado,  tendrás seguridad, sanidad, bendición, victoria y tu vida estará preservada y a salvo si te aferras al Cordón de salvación.  Así como Rahab la ramera hay muchas personas que ahorita están en el mundo en pecado y haciendo lo malo, pero tiene  un corazón para Dios que los lleva al arrepentimiento. Dios sabe que en ese hogar y en las calles hay una persona que no está bien, pero tiene un corazón para Dios que por ahora están llenos de pecado  y mentira, pero un día estará limpio por la sangre de Cristo y  lleno de agradecimiento en la iglesia dándole gloria a Dios.


¡Dios te bendiga! Pastor Richard Rodríguez

domingo, 2 de marzo de 2014


La iglesia cristiana de nuestros tiempos debe recuperar la forma y la fisonomía que tenía al principio y reconocer que Jesucristo es el único  nombre en el cual podemos ser salvos y el único capaz  de cambiar la vida y  el corazón  de todo ser humano, nadie  puede llegar a Dios por medio de  la religión, ni por  conceptos o tradiciones humanas.

 Por años la iglesia ha predicado una religión, tratando  de cambiar la  vida del hombre con esfuerzos, normas  y reglas  que no funcionan,  solo un encuentro personal con Jesucristo es lo que  puede transformar y generar cambios. La religión hace miserable al hombre porque éste fracasa en su afán de cambiar por sus propias fuerzas; si alguien dice tener a Jesús y sigue siendo un mentiroso, odia a sus enemigos o codicia a la mujer de su prójimo; tal persona  lo que tienes es una religión, por lo tanto seguirá atado y oprimido al pecado. El vacío que hoy en día  tienen algunos cristianos en sus corazones, no es más que una falta de relación con Jesús ya que en él está el avivamiento, el poder y la gracia para poder vencer el pecado y cambiar una vida de  maldición en bendición.

Querido lector si por años has estado  buscando una respuesta  a todos tus problemas y a tu vacío espiritual,  corre a  Jesucristo, él es la respuesta; él es más que una religión,  más que una filosofía, más que un templo, más que una música, un nombre, denominación o regla,   él es el punto principal de la salvación, si dejas que él entre en tu corazón  todo cambiará y cobrará vida.


¡Dios te bendiga! Pastor Richard Rodríguez